Saltar al contenido
Piedras Chacras 7

Cornalina, La piedra del Optimismo y la Concentración

Todos deseamos sentirnos con energía e impulso para enfrentar los retos del día a día. Sin embargo, no es posible sentirnos así todo el tiempo. Sin lugar a dudas existen momentos en que nos agobiamos por diversas circunstancias, por lo que perdemos energía. La buena noticia es que podemos lograr recuperar la vitalidad perdida con la ayuda de una piedra energética muy poderosa. La Cornalina llega al rescate para fortalecer nuestra energía.

Es una piedra con alto nivel de energía, sus colores abarcan desde el rojo, anaranjado, rosa hasta el marrón oscuro. Se le conoce como la piedra del sol, porque cuando se expone a éste, su color se realza. Cuanto más translúcida es, su valor aumenta. Se encuentra principalmente en Islandia, Rumanía, India, República Checa, Eslovaquia, Gran Bretaña.

La Cornalina es utilizada desde los tiempos de antiguas civilizaciones. Particularmente los egipcios la apreciaban, por su mitológica capacidad de proteger a los muertos en su viaje al más allá.

La llaman la piedra de la fidelidad, por su color semejante al de una puesta de sol que desaparece pero siempre vuelve.

Propiedades energéticas a nivel mental y emocional

Pasemos a detallar las bondades que le son atribuidas a esta hermosa piedra:

  • La Cornalina despierta la vitalidad, la motivación y estimula la creatividad de quien la use. Con esto, mantiene alejada la apatía y nos encamina al éxito. Ideal utilizarla cuando estamos estancados en algún proyecto que hemos postergado por falta de entusiasmo.
  • Permite que las personas no sientan temor a la muerte, no sólo del cuerpo y de lo físico. Esta cualidad ayuda a la aceptación de aquellas situaciones que implican el cierre de una etapa. Nos ayuda aceptar que las cosas, los seres vivos y las circunstancias cumplen su tiempo y debemos dejarlos ir.
  • Proporciona coraje y autoconfianza, excelente para las personas que necesiten superar la timidez.
  • Incrementa la capacidad de analizar y nos permite ver el mundo desde nuevas perspectivas. De esta manera, podremos tomar decisiones acertadas.
  • Activa la concentración, por lo que es muy recomendada durante la meditación y para personas con mala memoria. Se recomienda su uso a los estudiantes y a las personas mayores.
  • Crea un escudo contra la rabia, los celos, la envidia y el resentimiento. Nos protege de recibir esa mala energía pero tampoco permite que la emanemos.
  • Nos ayuda a mejorar cuando estamos deprimidos, estimulando el optimismo y la alegría.
  • En los momentos en nos alteramos nos proporciona calma.
  • Su energía ayuda a olvidar o superar las decepciones causadas por el amor y falsas amistades.
  • Mitiga el miedo que invade a las madres primerizas, por esta nueva experiencia.

Propiedades energéticas para la salud

Esta piedra también beneficia el buen funcionamiento de nuestro cuerpo.

  • La vitalidad y fortaleza que proporciona la Cornalina, influye en la activación del metabolismo.
  • Permite el buen funcionamiento del sistema circulatorio. Especialmente recomendada para las personas que sufren de várices.
  • La Cornalina favorece la fertilidad actuando sobre los órganos reproductivos e incrementando la energía sexual.
  • Ayuda con los dolores de espalda, reuma y artritis.
  • Asimismo, esta piedra regula los fluidos corporales y permite el buen funcionamiento de los riñones.
  • Facilita la curación de huesos y ligamentos.
  • Ayuda a la correcta absorción de vitaminas y minerales.
  • Es buena combatiendo el insomnio, los calambres menstruales y problemas digestivos.
  • Alivia los dolores durante el parto.

Usos

Para obtener todos estos beneficios, podemos usar la Cornalina como una joya en contacto con la piel. Colocada en la puerta principal de nuestro hogar como un escudo protector y atrayente de abundancia. En nuestro lugar de trabajo para alentarnos a trabajar con ánimo e incentivar la creatividad y concentración.

Colocarla en el collar de nuestra mascota, les protegerá de picaduras y mordeduras de otros animales.

Cornalina, La piedra del Optimismo y la Concentración